“Cuidar la salud emocional de los niños y niñas algo crucial en este confinamiento”

Tatiana López

Por: Tatiana López Jiménez

Profesora carrera Educación Parvularia PUCV

Tras 6 semanas de confinamiento encontramos que, entre los más afectados, se encuentran nuestros niños y niñas, a quiénes se les ha restringido poder salir a jugar, visitar a los abuelos, tíos, tías, primos y amigos. Nuestros niños y niñas no solo pueden escuchar todo lo que sucede a su alrededor, sino que también sienten nuestra constante tensión y ansiedad. Están preocupados por si un ser querido se contagia, o presenta los síntomas del Covid-19. Cada niño o niña se enfrenta de una manera diferente a esta crisis, según sus propios recursos y el contexto de apoyo con el que cuente, por lo cual se recomienda estar atentos a ciertos síntomas en que los niños y niñas puedan requerir de atención clínica. Los psicólogos han identificado que algunas de sus manifestaciones podrían presentarse en forma de preocupación excesiva, alteraciones de las rutinas de alimentación, trastorno en el sueño, llanto excesivo, o emociones intensas durante largos periodos de tiempo. Alterando definitivamente la vida cotidiana y añadiendo un elemento extra de tensión al ya de por sí duro confinamiento (Unicef, 2020 y Martínez, Santelices y Murillo, 2020).

Es evidente que esta pandemia que vivenciamos como sociedad, ha sido única en nuestras vidas, los niños y niñas requieren de mayor atención y contención emocional, tanto de sus padres, madres y cuidadores como también de los agentes gubernamentales que están al servicio de nuestro país. Por ejemplo: en Noruega, la ministra Erna Solberg, organizó y realizó una conferencia de prensa exclusiva para responder a las dudas que presentaban las niñas y los niños de su país sobre el coronavirus. Les explicó detalladamente que el virus pone poco enfermos a los niños y niñas, pero quedarse en casa ayuda a otras personas a no contagiarse. El mensaje más importante –remarcó la primera ministra- es que estar en casa ya es una ayuda suficiente e importantísima para que otras personas no se contaminen y enfermen. “Esto es muy importante para aquellos que ya tienen una enfermedad o son muy mayores”.

Entre las preguntas que le realizaron durante la conferencia, la que llamo más la atención fue que un niño preguntase “¿Por qué no puedo celebrar mi cumpleaños?” a lo que Solberg respondió: “¡Si alguien está de cumpleaños, todos deberían llamarlo y cantar feliz cumpleaños!”. Con este ejemplo, expreso la importancia que se le da a la contención de los niños y niñas tanto a nivel nacional como familiar. Es así, que en esos días es de vital importancia que nuestros niños y niñas sientan que su entorno los apoya y sensibiliza con sus preocupaciones. Que le transmitan calma y esperanza. Por ejemplo, buscar nuevas formas de poder celebrar el cumpleaños; o hacerlos partícipes del proceso comprendiendo qué es lo que los niños desean, a quiénes desean hacer partícipes y cómo lo podrían hacer; para que el adulto de referente prepare esta sorpresa. A la edad de 4 a 5 años, los niños y niñas esperan su celebración, por lo que padres, madres o cuidadores pueden aprovechar la oportunidad de imaginar juntos, expresar las ideas y valorar las posibles opciones de lo que se puede hacer. También recordar que solo será en esta ocasión y no siempre los cumpleaños se celebrarán así.

En cuanto al desarrollo cognitivo que los padres, madres y cuidadores pueden favorecer en sus hijos e hijas durante el confinamiento, no hay que desesperarse por que aprendan a reconocer todas las letras, comprendan la segmentación silábica, los conceptos lógicos previo al número, saber agregar y quitar cantidades. Quizás su hijo o hija inicia su primer año escolar formal y teme porque no estará suficientemente preparado para los niveles siguientes. Pero usted no se sobre exija, también está tele trabajando, atendiendo la casa, realizando el protocolo de higiene del Covid-19, lo cual ya es una tarea titánica. No se exija hacer todo perfecto, como si nada estuviera ocurriendo. Recuerde que si desea apoyar el aprendizaje de su hijo o hija usted debe estar tranquilo y con los recursos que tenga en casa, puede implicar al niño o niña en las tareas del hogar, crear distintos juegos, como poner la mesa (correspondencia), cocinar (cantidades) escribir una carta (lenguaje) que permitan que su hijo o hija desarrolle habilidades necesarias para la educación formal. Pregúntese siempre el sentido de lo que desea desarrollar en su hijo o hija, qué deseo y el para qué. Algunas sugerencias, que están acorde con lo propuesto por el MINEDUC y la Subsecretaria de Educación Parvularia, que pueden ayudar a su hijo o hija:

-Aprender a organizar y planificar: Hacer un listado con las actividades que les gustaría realizar durante el tiempo que permanecerán en casa.

-Diferenciar entre horarios y rutinas de los días lectivos de las que se realizan los fines de semana. Repasar los días de la semana y la fecha en que nos encontramos.

-Trabajar la autonomía: asignar tareas domésticas adaptadas a la edad del niño o la niña, por ejemplo, ordenar su habitación, doblar la ropa sencilla, poner la mesa, regar las plantas, ayudar a cocinar.

-Estimular la motricidad. Encender la radio y bailar, preparar coreografías de canciones favoritas, karaoke, rutinas de ejercicios de equilibrio, marcha, etc.

-Jugar con el lenguaje mediante la lectura individual, colectiva o en familia, también a través de trabalenguas, adivinanzas, rimas, charadas, poesías.

-Compartir en familia actividades como juegos de mesa, rompecabezas, loterías, que permiten aprender normas, colaborar y trabajar en equipo.

-Realiza con los niños actividades de relajación. Considere alguna meditación breve para mantener el bienestar emocional. Existen aplicaciones que cuentan con tutoriales para guiar estas actividades.

Finalmente, quisiera compartir algunos recursos que pueden ayudar a padres, madres y cuidadores de niños y niñas de primera infancia en este periodo de confinamiento, en el cual podrán encontrar diversos tipos de actividades para diferentes edades que pueden realizar juntos durante esta etapa. Recuerden que todos juntos podemos vencer esta pandemia.

– Guía para padres, proporcionada por Unicef Cómo reducir el impacto del COVID-19 en la salud mental de niños, niñas y familias. Descargable en:

https://cms.aldeasinfantiles.es/uploads/2020/03/Impacto-del-Covid-19-en-la-salud-mental-de-ni%C3%B1os-y-familias.pdf

– Diferentes actividades e información que está disponible en el programa Chile Crece Contigo, descargable en: http://www.crececontigo.gob.cl/covid19/

– Los libros de cuentos para trabajar las emociones de la psicóloga Andrea Cardemil, disponibles en: https://linktr.ee/Andreacardemil

– Recursos de distintas actividades a desarrollar con los niños y niñas de acuerdo a su edad disponibles mediante la Subsecretaria de Educación Parvularia en: https://parvularia.mineduc.cl/recursoseducacionparvularia/