Estudiantes de la carrera de Educación Básica comienzan actividades prácticas en Colegio Nazareo de Viña del Mar

20181018_145508

El pasado jueves 18 de octubre, en el marco de la asignatura “Experiencia Pedagógica Integrada 4: Jefatura de curso y Vinculación con la Familia”, los profesores en formación de la carrera de Educación Básica, junto a sus profesoras Carola Rojas y Valentina Haas, tuvieron su primera sesión de actividades prácticas en el Colegio Nazareo de Reñaca Alto en Viña del Mar.

 

En la jornada, el director del establecimiento, Luis Vergara Ahumada, ex alumno de la carrera de Educación Parvularia de la Escuela de Pedagogía PUCV, entregó más detalles sobre el trabajo que se realiza en el colegio, lo valores que predominan, su misión, la excelencia pedagógica y el trabajo multidisciplinar que se lleva a cabo con las familias. Además, destacó los logros en materia de convivencia escolar y el trabajo comprometido con la diversidad de los alumnos y alumnas del sector.

 

Además, los estudiantes pudieron conocer los talleres que se imparten en el establecimiento, entre los que figuran violín, yoga, huertos escolares familiares, danza, cocina y robótica, los que permiten entregar nuevas herramientas para que los alumnos se desarrollen integralmente. En la oportunidad, dos de los alumnos vinculados al taller de huertos familiares compartieron con los profesores en formación sus trabajos, sus aprendizajes, lo que valoran y relevan de esa instancia.

 

Este tipo de experiencias se repetirán en la asignatura, pues los profesores en formación visitarán en grupos a cursos desde primero a octavo básico en distintas sesiones. Esto les permitirá crecer en saber, saber hacer y convivir, compartiendo con los profesores del Colegio Nazareo y conociendo las instancias de trabajo con la comunidad y la manera en cada uno aborda la jefatura.

 

Lo anterior, no solo evidencia que hay mucho que aprender, aportar y proyectar cuando existe un real compromiso de la escuela con sus alumnos, sino que, además, éste se suma a un trabajo serio, ordenado y comprometido en pro de una necesaria sinergia escuela-comunidad. De este modo, a los estudiantes de la carrera de Educación Básica se les da la real posibilidad de aprender, estrechando los vínculos con la realidad.